En red ando

Somos animales sociales. Desde que nacemos nos relacionamos, queramos o no, con otras personas. Esto va construyendo nuestra red social, que puede llegar, en un adulto a 1.500-3.000 personas.

Pero lo difícil no es construirla, sino mantenerla. Para ello la tenemos que gestionar. Eso es el networking: la gestión de nuestra red de contactos con el fin de obtener beneficios mutuos. Es una herramienta muy potente. Según la teoría de los seis grados, cualquier persona del planeta se conecta con otra a través de no más de seis personas y según un estudio que realizamos con Esade, el cambio profesional de un directivo se canaliza principalmente a través de contactos.

¿Cómo ayuda en un cambio profesional? El networking da mayor visibilidad, permite localizar oportunidades profesionales y acceder a ellas mediante la red de contactos de forma cualificada. Con la recomendación de alguien conocido que valora positivamente a un directivo y se compromete genuinamente por él.

Los contactos hay que mantenerlos en el tiempo de forma desinteresada. Esto significa ir a cenas de exalumnos, actividades del colegio de los hijos, sesiones de continuidad de escuelas de negocios o participar en asociaciones.

Recientemente están proliferando las redes virtuales. Unas más sociales y otras más profesionales. El principio es el mismo,pero en Internet. Tiene muchas ventajas: podemos llegar rápidamente a mucha gente, tenemos visibilidad, nos pueden reenviar ofertas de empleo, opinamos, etcétera. Hay quien dice que Linkedin es un tarjetero infinito siempre actualizado. Y algunos riesgos.

Ofrecemos toda clase de información: fotos, vídeos, perfiles, opiniones personales. No sólo nosotros la facilitamos, otros también lo hacen, nos guste o no. Con quién nos relacionamos, en qué grupos estamos inscritos o foros participamos. Y es muy difícil borrar esa información. Con todo ello se construye lo que llamamos la identidad, reputación o “huella digital”.

Es ya una realidad que los head hunters utilizamos las redes sociales para localizar y captar directivos. También se están convirtiendo en una nueva fuente de información sobre una persona. Ya no sólo se valora el curriculum, las entrevistas personales y las referencias. La reputación digital será un elemento importante.

Podemos dejarlo en manos del azar,o darle importancia y tratar de que nuestra reputación en la red sea positiva, gestionando la información y construyéndola consciente de los usos que, profesionalmente, se pueden hacer. Debemos gestionar nuestra marca personal en la red y ser activos.

Ignasi Rafel

Este artículo fue públicado en Expansión. Puedes leer el artículo original aquí.

Share on Facebook
Bookmark this on Delicious
Share on LinkedIn
Bookmark this on Technorati
Post on Twitter
Google Buzz (aka. Google Reader)
marzo 22, 2010 Posteado en Artículos - Leer Más

4 comentarios to “En red ando”

  1. alberto dice:

    Estoy muy de acuerdo con este post. Ha ocurrido como con la llegada del móvil, que en nuestro trabajo profesional y relaciones personales, entendíamos que no era necesario e incluso “atentaba” a nuestra intimidad, y ahora se ha vuelto poco menos que imprescindible. El tema de las redes sociales, despierta de inicio cierto rechazo y duda, a no ser que se esté muy habituado a comunicarse por internet. Sin embargo, una buena utilización de la herramienta, le hace ver a uno las posibilidades enormes que tiene y las oportunidades que genera.
    Al margen del valor evidente del networking, creo que en una época en la que las empresas necesitan creatividad e ingenio, éste es un modo para descubrirla, ofrecerla y crear tendencia.
    Alberto Trallero – Optima Management

  2. Ignasi Rafel dice:

    Hola Alberto!
    Gracias por tus comentarios. Me alegra que estes de acuerdo con el artículo. Espero que su difusión de alguna luz y disperse algunas sombras. Las redes sociales son un mundo apasionante con una potencia increíble. Como todo, debemos hacer un uso responsable.

  3. Interesante reflexión Ignasi. Muchas gracias

  4. Hola a tod@s. Gracias por dejarme participar.
    Desde luego que internet es “la gran revolución” y las redes sociales son una herramienta muy útil para construir/revitalizar nuestra red social. No soy el más indicado para comentar estos temas, la verdad.
    Simplemente quería añadir que la identidad digital ha de estar basada en “hechos reales”, que la red de contactos, para que sea realmente válida ha de ser de contactos “de carne y hueso” no exclusivamente “virtuales”.
    La gente sólo hace negocios, se interrrelaciona de una manera profunda, confía, etc….con la gente que conoce directamente, o bien referencias directas de amigos, o que han trabajado juntos en la misma empresa, o han compartido un proveedor, etc…..pero siempre que hayan tenido algún tipo de contacto en el mundo “real”.
    Desde mi punto de vista, internet, 2.0, social media, es un medio -que me está yendo muy bien- para reencontrarme con ex compañeros que les había perdido la pista, pero si quiero volver a “estar en contacto”, considero que es fundamental que nos veamos “cara a cara”, que tengamos un buen recuerdo de lo que compartimos juntos, etc….resumiendo, que no se puede tener una buena “identidad digital” sino hay una “realidad profesional” que nos avala.
    un saludo

Responder

  • Sobre este blog

    Bienvenido al blog del talento en la red. Si tienes inquietudes respecto a la gestión de las personas con talento, las buscas, las desarrollas, te esfuerzas por desarrollarte y quieres compartir tu talento en la red, te proponemos participar, opinar y seguirnos.

  • Archivo

  • ¿De qué hablamos?

  • Nos interesa

  • Equipos&Talento